espera

¿Qué es el Derecho Humano a la Protección de la Salud?

El derecho a la protección de la salud es un derecho humano, exigible y esencial para el desarrollo armónico de cualquier sociedad democrática, el cual demanda necesariamente la planeación de políticas públicas y programas nacionales que coadyuven a la creación de la infraestructura material y en la formación de recursos humanos suficientes para brindar un servicio de salud de alta calidad y eficiencia en todo el país.

Derechos de los Pacientes

  1. Recibir atención y tratamiento médico adecuados, aun en caso de urgencia.Los pacientes tienen derecho a ser atendidos por personal suficiente y capacitado, así como obtener prestaciones de salud oportunas y de calidad idónea, y a recibir atención profesional y éticamente responsable.
  2. Recibir trato digno y respetuoso.El personal que preste sus servicios en los establecimientos para la atención médica, debe identificarse correctamente ante el paciente y proporcionarle los servicios de salud de forma oportuna, de calidad idónea, profesional y éticamente responsable, así como trato respetuoso y digno de los profesionales, técnicos y auxiliares.
  3. Recibir información suficiente, clara, oportuna y veraz.Todo profesional de salud estará obligado a proporcionar al usuario información completa sobre el diagnóstico, pronóstico y tratamientos correspondientes.
  4. Participar en la toma de decisiones sobre cualquier acto relativo a su enfermedad.El paciente o, en su caso el responsable, tiene derecho a decidir de forma libre, personal y sin ninguna presión, si acepta o rechaza todo procedimiento o diagnóstico, tratamiento o cuidados que le sean ofrecidos, al igual que toda medida extraordinaria para la supervivencia de un paciente terminal.
  5. Otorgar o no su consentimiento válidamente informado.En todo hospital deberá recabarse a su ingreso una autorización escrita y firmada por el paciente o por su familiar más cercano, para llevar a cabo los procedimientos médico quirúrgicos necesarios, así como los riesgos y beneficios potenciales de cada tratamiento, debiendo informarle claramente el tipo de documento que se le presenta para su firma.
  6. A la confidencialidad de la información y al acceso a una historia clínica.El paciente tiene derecho a que toda información que le dé su médico se trate con absoluta confidencialidad y no se divulgue sin su autorización, con excepción de los casos previstos por la ley.
  7. Contar con facilidades para obtener una segunda opinión.Todo profesional de la salud estará obligado a proporcionar al usuario y, en su caso, a su responsable, el resumen clínico sobre el diagnóstico, evolución, tratamiento, pronóstico del padecimiento que ameritó el internamiento y toda información que facilite obtener una segunda opinión.
  8. Recibir apoyo psicosocial para sí mismo y su familia, durante el proceso de su enfermedad.Los aspectos médicos y psicosociales tienen la misma importancia para los pacientes, al igual que para sus allegados y familiares, quienes necesitan asesoramiento, apoyo y cuidados especiales durante y después del tratamiento.
  9. Contar con expediente clínico.Los establecimientos para el internamiento de enfermos estarán obligados a conservar los expedientes clínicos de los usuarios, por un periodo mínimo de cinco años, y proporcionar de forma clara la información correspondiente que el paciente solicite.
  10. Respeto a su integridad física y psíquica, así como a sus valores y creencias.Los valores y derechos humanos deben reflejarse en el sistema de salud, especialmente entre pacientes, profesionales e instituciones, considerando para esto la dignidad, respeto a la intimidad, ideas morales, culturales, filosóficas, ideológicas o religiosas, sin ser discriminados por ello.